Género
Especie
NEC. HÍDRICAS
ÉPOCA FLORACIÓN
Resistencia al frío
NEC. INSOLACIÓN
Color Floración
TENDENCIA PH

Phlomis fructicosa

Género: Phlomis
Especie: fructicosa
Familia: Labiadas
Nombre popular: Oreja de liebre, slavia amarilla, salvia de Jerusalén, candilera, orejas de burro.
Distribución natural: Originaria de Europa. Espontánea de la flora de la Península Ibérica. Se distribuye por toda la región mediterránea hasta Transcaucasia sobre suelos rocosos en lugares abiertos y soleados. En Cataluña y Valencia excepcionalmente subespontánea.
Humedad: Baja
Insolación: Sol
Requerimientos edáficos: Vive bien en suelos ligeramente ácidos pero prefiere los neutros o básicos. Requiere un buen drenaje. Tolera bien los terrenos pobres, pedregosos y los fuertemente calizos. Puede vivir tanto en sustratos arenosos o francos como arcillosos o limosos si no tiene tendencia a entollarse. Tolera la salinidad de los suelos costeros.
PH: Tendencia alcalina o neutra
Color A: Amarillo
Floración: Primavera Verano
Porte: Arbusto de hasta 1,5 m de altura, de hábito extendido, muy ramificado desde la base.
Hojas: Perennes, tomentosas.
Resistencia al frío: Zona 7 (-17,7 a -12,3º C)
Características: Arbusto tomentoso blanco de hasta 1,5 m de altura, de hábito extendido, muy ramificado desde la base. Hojas perennes coriáceas de hasta 9 cm de longitud, lanceoladas elípticas u ovadas lanceoladas, enteras, tomentosas por ambas caras, aromáticas, de color verde grisáceo en el revés y verde más oscuro en el anvés. Florece de primavera a verano según el clima. Las inflorescencias son amarillas, dispuestas en pseudoverticilos con pocas o muchas flores (14-36) muy visibles, de hasta 3 cm de longitud cada una.
Usos frecuentes: Muy útil en jardines mediterráneos secos. Muy apta para formar cubiertas densas, en parterres y en borduras. Muy interesante también en rocallas a pleno sol, o en suelos pobres y pedregosos. Apta para setos y medianas no muy altas. Muy útil en jardinería cerca de la costa ya que admite bien la influencia marítima.
Jardineria: Planta con muy pocos requerimientos y de muy fácil implantación. No padece problemas graves de plagas ni efermedades. Proteger las plantas jóvenes de los vientos fuertes ya que tienen facilidad para quebrarse. Es conveniente dejar que el tereno se seque y no mantenerlo siempre húmedo. Es importante un buen drenaje. No requiere poda.
Agrupaciones:  Autóctonas.  Persistentes.  Perennifolias.  Aromáticas.  Adaptadas a zonas litorales.  Tapizantes.  Medianas y setos.  Rocallas.

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede saber más sobre nuestra política de cookies aquí

Acepto